JA Teline V - шаблон joomla Форекс

Top Stories

VATICANO, 03 Mar (ACI).- En la Misa matutina en la Casa Santa Marta, el Papa Francisco afirmó que el verdadero ayuno en Cuaresma es ayudar a los otros y criticó la actitud hipócrita de algunos respecto a la limosna.

El verdadero ayuno en nuestros días “¿no consistirá en compartir el pan con el hambriento, en introducir en casa a los pobres, sintecho, en vestir a uno que ves desnudo sin ayuda de sus parientes?”, se preguntó Francisco.

El Papa explicó las lecturas del día, que hablan “de la penitencia que somos invitados a hacer en este tiempo de Cuaresma”. Así, en la primera de ellas, Dios reprueba la falsa religiosidad de los hipócritas que ayunan mientras hacen sus propios negocios y oprimen al resto.

“Es un ayuno para hacerse ver o para sentirse justo, pero al mismo tiempo he hecho injusticias, no soy justo, exploto a la gente. ‘Pero soy generoso, haré una hermosa ofrenda a la Iglesia’. ‘Pero dime, ¿pagas lo justo a tus empleados de hogar?, ¿a tus dependientes les pagas en negro?, ¿o como dicta la ley para que puedan dar de comer a sus hijos?’".

Cuando no se paga lo justo, “tomamos de nuestras penitencias, nuestros gestos de oración, de ayuno, de limosna, tomamos una tangente: la tangente de la vanidad, del hacernos ver. Y eso no es autenticidad, es hipocresía. Por eso cuando Jesús dice: ‘Cuando oren háganlo a escondidas, cuando den limosna no hagan sonar la trompeta, cuando ayunen no lo hagan con tristeza’, es lo mismo que si dijese: ‘Por favor, cuando hagan una obra buena no tomen la tangente de esta obra buena, es solo para el Padre’”.

“Pensemos en estas palabras, pensemos en nuestro corazón, como nosotros ayunamos, oramos, damos limosna. Y también nos ayudará pensar qué siente un hombre después de una cena, que ha pagado 200 euros, por ejemplo, y regresa a casa y ve un hambriento y no lo mira y continúa caminando. Nos hará bien pensar en ello”. 

Según la tradición cristiana, la Cuaresma es un tiempo de preparación para la celebración de la muerte y la resurrección de Cristo. Durante el tiempo de Cuaresma, muchas personas ayunan y practican la moderación o la abnegación para poner su atención en el arrepentimiento y consagrarse a Dios. A pesar de que el agua tiene una marcada trascendencia espiritual en la tradición cristiana como don de Dios, este escaso recurso se ve amenazado y se les niega a millones de personas en todo el mundo.

La Red Ecuménica del Agua (REDA) del Consejo Mundial de Iglesias les invita a dedicar este tiempo de Cuaresma a reflexionar sobre el agua. Desde 2008,  la REDA proporciona reflexiones teológicas semanales y otros recursos relacionados con el agua para las siete semanas de Cuaresma y para el Día Mundial del Agua, el 22 de marzo.

Sed de justicia

“El acceso al agua potable, e incluso el acceso a una mejora suficiente del saneamiento, constituye un grave problema en el mundo. A pesar de que el agua y el saneamiento están reconocidos como una cuestión de derechos humanos, cerca de 750 millones de personas siguen sin tener acceso a agua potable en la actualidad, alrededor de dos mil millones de personas tienen que beber agua contaminada, y aproximadamente 2400 millones de personas (una de cada tres) no tienen acceso a servicios de saneamiento adecuados y mejorados. El acceso al agua potable y a servicios de saneamiento adecuados y mejorados sigue siendo uno de los desafíos principales en África, donde millones de personas no tienen acceso a agua potable ni a servicios de saneamiento adecuados.  Miles de niños mueren cada día debido al consumo de agua contaminada y a las instalaciones de saneamiento deficientes”.  - Mensaje de Lagos: peregrinación hacia la justicia del agua en África

Cerca de la mitad de la población mundial que no tiene acceso al agua potable y aproximadamente un tercio de la población mundial que no tiene acceso a servicios de saneamiento adecuados se encuentra en el África subsahariana.

En 2017, la Peregrinación de justicia y paz del CMI se centrará en África. Por consiguiente, las Siete Semanas para el Agua de este año nos invitan a una peregrinación hacia la justicia del agua en África. Las reflexiones y los recursos bíblicos y teológicos para estas siete semanas se basarán en la crisis del agua en la región de África y tendrán en cuenta las cuestiones de justicia y paz.

En el marco de las Siete Semanas para el Agua, durante la Cuaresma de 2017, tendrán lugar distintas actividades en África, que se iniciarán con un acto previo al acto de inauguración que tendrá lugar en Abuja (Nigeria) el 25 de febrero de 2017, y con el acto de inauguración en Addis Abeba (el Miércoles de Ceniza, según las tradiciones cristianas occidentales).

Orden de culto para el Miércoles de Ceniza y el acto de inauguración de las Siete semanas para el agua 2016

Los dirigentes del Consejo Mundial de Iglesias, los miembros del Grupo de referencia de la Peregrinación de justicia y paz, la Conferencia de Iglesias de Toda el África, el Consejo de Iglesias de Nigeria y las iglesias locales participarán en la ceremonia de inauguración.

Se publicarán reflexiones, liturgias y otros recursos en el sitio web de la REDA cada semana a partir del 1 de marzo de 2017. Este año, las reflexiones sobre el agua y el saneamiento se centrarán en las desigualdades, el estigma y la discriminación relacionados con el agua, y en la feminización de la pobreza del agua en el contexto de África, entre otras cuestiones.

Más información sobre este evento…

 

Fuente: www.oikoumene.org

Foto: Malawi © ACT/Paul Jeffrey

VATICANO, 24 Feb. 17 / 05:36 am (ACI).- En la homilía que pronunció en la Misa de la Casa Santa Marta, el Papa Francisco invitó a ser justos y misericordiosos al mismo tiempo, puesto que ambas cosas van unidas e indican el camino del cristiano.

Al invitar a huir de la casuística de la que hacían gala los fariseos, Francisco explicó que “cuando la tentación te toca el corazón, este camino de salir de la casuística a la verdad y a la misericordia no es fácil: se requiere la gracia de Dios para que nos ayude a ir hacia delante y debemos pedirla siempre: ‘Señor, que yo sea justo, pero justo con misericordia. No justo cubierto de casuística’”.

También señaló que una persona que tiene esta mentalidad casuística puede preguntar: ‘¿Qué es más importante en Dios, la justicia o la misericordia?’. Es un pensamiento enfermo. Es una sola cosa. En Dios justicia es misericordia y misericordia es justicia”.

Francisco recordó la pregunta que los fariseos hicieron al mismo Jesús para ponerlo a “prueba”: “¿Es lícito para un marido repudiar a su mujer?”.

“No responde si es lícito o no, no entra en su lógica casuística porque ellos pensaban solo en la fe en términos de ‘se puede’ o ‘no se puede’ hasta donde se puede, hasta donde no se puede”. “Jesús dice siempre la verdad”, “explica las cosas como han sido creadas”, subrayó el Papa.

El Obispo de Roma dijo que en el Evangelio los fariseos le interrogan de nuevo sobre el adulterio y Jesús responde que “quien repudia a su propia mujer y se casa con otra comete adulterio hacia ella, y si ella ha repudiado al marido y se esposa a otros, comete adulterio”.

Afirmó que este pecado es “grave” pero recordó que cuando Jesús se encontró con una adúltera la dijo: “yo no te condeno” y la invitó a no pecar más.

“El camino de Jesús es el camino de la casuística a la verdad y a la misericordia. Jesús deja fuera la casuística. A aquellos que querían ponerlo a prueba, a los que pensaban con esta lógica del ‘se puede’, los califica de hipócritas. También con el cuarto mandamiento, estos negaban ayudar a los padres con la excusa de que habían dado una buena ofrenda a la Iglesia. Hipócritas. La casuística es hipócrita”.

“Que el Señor nos ayuda a entender este camino, que no es fácil, pero nos hará felices y hará feliz a mucha gente”, concluyó.